El sexo de pago como terapia emocional

Encontrar pareja estable o incluso una amante con la cual mantener relaciones esporádicas de carácter sexual sirve de punto de conexión para muchos hombres solitarios del DF en México, que por los motivos que fuera, no han podido estrechar los lazos de una relación estable. En el otro lado de la cama nos encontramos a un grupo cada vez más extenso y amplio de hombres solteros que sobrepasan la treintena que ven como sus vidas laborales les han llegado ha absorber tanto que a duras penas si disponen del tiempo material para estrechar lazos con mujeres solteras, ya sea para estrechar relaciones sentimentales estables o para mantener contactos sexuales esporádicos.

Es en este punto donde las escorts, sexoservidoras y chicas de alterne en general del Distrito Federal entran en juego y brindan esas pequeñas porciones de placer en las que muchos hombres hacen realidad tanto sus fantasías eróticas y sexuales como mantienen esos momentos intimidad que les son negados por motivos personales, laborales o simplemente por carecer del atractivo necesario para conquistar de forma natural a las mujeres solteras del DF. Este conjunto de hombres, cada vez mayor; ven sin lugar a dudas en los brazos de muchas de las escorts DF anunciadas en sitios como https://mx.loseroticos.com existentes en las distintas zonas y delegaciones ese nexo de unión con una realidad negada para ellos, las relaciones sexuales, intimas e incluso pasar un rato agradable conversando en la barra de un bar son algunas de las actividades que muchas de estas acompañantes ofrecen a este tipo de personas, las cuales encuentran por una cantidad de dinero determinada el placer de la compañía que tanto anhelan y desean.

No obstante, otro grupo de hombres solteros esta creciendo con cierta intensidad, son los conocidos como “puteros vocacionales”, ya que los mismos lejos de intentar establecer conexiones con mujeres con claros fines sentimentales, pueden mantener relaciones sociales y de amistad con grupos de personas de ambos sexos pero sin animo ni intención de estrechar relaciones intimas, ya que las mismas las depositan de forma completa en la contratación de los servicios de prostitutas y damas de compañía.

El sexo de pago para este grupo de hombres es una solución más que efectiva para satisfacer no solo todas aquellas fantasías que podrían llegar a intimidar a muchas mujeres, sino que además les permiten mantener las relaciones sexuales en el momento en el cual se experimenta la necesidad, un hecho que en el mundo de la pareja es complicado de encontrar con el ajetreo diario y la compaginaron de la vida familiar con la sentimental. Otro rasgo característico de este grupo de hombres del DF es que este tipo de actividades les permiten mantener el ritmo de promiscuidad al cual se han aferrado desde el principio de sus relaciones sexuales con prostitutas, ya que el cambio o la experimentación con nuevas chicas que hayan adoptado esta forma de vida y entorno laboral es harto sencillo ya que el mercado sexual siempre esta en movimiento, un hecho que les permite no mantener de forma constante relaciones sexuales con las mismas acompañantes o en caso de repetir, repetir exclusivamente por el mero placer de hacerlo y no por no existir alternativas.

Dentro del DF existen numerosos hoteles y moteles repartidos en las zonas céntricas de sus delegaciones destinados a la contratación por horas de habitaciones e incluso de villas, un hecho que permiten a muchos de los hombres infieles o aquellos que han optado exclusivamente por la contratación de los servicios sexuales de estas chicas de compañía, establecer estos espacios como puntos de encuentro sin la necesidad de facilitar los datos de sus domicilios particulares.

El bajo coste del arrendamiento de estas habitaciones por hora y la facilidad de acceso que presentan los mismos al estar situados en zonas céntricas, permiten a muchas de estas putas acercarse en menos de 20 minutos desde cualquier punto del DF, un hecho que sin lugar a dudas facilita el contacto y la contratación de sus servicios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *